viernes, 22 de junio de 2012

ARIEL BRACAMONTE FEFER: ¿ES EL AUTOR INTELECTUAL?

         
                                                     

       EL CASO DEL ASESINATO DE LA EMPRESARIA MIRIAM FEFER EN PERU
Que Ariel Bracamonte Fefer, es cínico y mentiroso, no nos cabe duda y  es algo que la población peruana, percibe con facilidad, por el comportamiento, que ha mostrado, durante todo el tiempo que dura el martirologio de dos chicas inocentes, a las que el quiere ver en la cárcel, para asegurar su futuro personal.



Hay numerosas pruebas del cinismo del pederasta asqueroso y pervertido, al que el Poder Judicial, le presta gran atención, sin importarle nada las pruebas de descargo de la pobre hermana. La parcialidad es notoria.



La justicia peruana no es igual, para todos, porque si por simples sospechas, la fiscalía, acusa, usando en primer lugar una noticia de un periodista de mala muerte de Argentina, mas las farsas de internet creadas por Ariel, no entendemos, porque a el, no se le ha encarcelado igual, luego de que se encontró huellas de sangre, en su habitación.



En la habitación de Ariel Bracamonte Fefer, se hallo huellas de sangre……y nadie se ha molestado en decirnos, en averiguar de quien era esta sangre…..

La mejor prueba de el cinismo de este cainita, obsesionado, con encarcelar a su hermana, para robarle su fortuna, es que su dolor por la muerte de su madre, no es más que una pose histriónica, una pataleta teatral y nada mas.



A Ariel Bracamonte Fefer, la muerte de su madre, le importo tanto, como la muerte de un macaco, en la selva africana.



Diríamos mejor: “le importo un comino”.



No le importo nada, su madre muerta desangrada en el piso, asesinada, por orden de alguien que tenía un enorme deseo de ser millonario, de lograr una fortuna, que le fue negada. Una fortuna  que quería para si mismo, para disfrutar en grande todas sus perversiones…..



Quien mejor encaja, en este perfil del autor intelectual es nada más y nada menos,  que el principal acusador: Ariel Bracamonte Fefer.

Veamos las pruebas del cinismo de este personaje infame de la vida nacional en Perú.



Primera Prueba:

Si a Ud. le matan a su madre, a golpes, la encuentra ensangrentada, sin vida en el piso, lo mas lógico, es que a Ud. la vida se le vuelva insoportable, amarguísima….su dolor seria tan grande, que tal vez no querría vivir mas….optaría por el suicidio…al no soportar el dolor, de ver a su progenitora muerta de manera vil.

     Un hijo que sufre por la madre muerta no aprovecha la muerte de esta, para salir como invitado bailando, en la TV, con la zalamería de un corista de  ballet de can can.



 Ariel Bracamonte Fefer,  que llora hipócritamente ante cámaras cada que puede, salió bailando muerto de risa, respirando alegría sin limites,  en un prográmete  de televisión, de gran sintonía en Perú.



Era tanta su alegría de aparecer en la televisión, gracias a la muerte de su madre, que no le importo que todo Perú, viera cuan enorme fue su enorme amor, por la señora Miriam Fefer, viéndolo mover el trasero, con enorme sonrisa….¿No lo cree? Mire el video abajo, mire las fotos……



HHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHHH

Segunda Prueba:

Ariel Bracamonte Fefer, no solo mancillo, piso con el zapato, zapateo rico,  la memoria de su madre, sino que sintiéndose seguro de lograr ganar el juicio, de encarcelar por largos años a su hermana, para disfrutar tranquilo la fortuna, que el abuelo le negó, continuo, aprovechándose de la publicidad mediática que logro , gracias a la muerte de su madre.



Apareció nuevamente en un canal de TV, que le da cámaras hasta por gusto, para decir que iba a publicar un libro, que posteriormente leí y ahora lo uso para limpiarme el poto, en el baño.

¿Así guardaría luto Ud. por su madrecita muerta?

¿Aprovechando y explotando las cámaras de tv y primeras planas periodísticas, en su provecho?



     Luego del zapateo y tirar cintura como loco, sobre la memoria de su madre, Ariel Bracamonte Fefer, intento sorprender a los peruanos, presentándose como escritor……..de cojudeces.



Quiso ser una caricatura de Álvaro Vargas Llosa, quiso ganarse alguito, creyó, que su basura literaria, se vendería como “pan caliente”.  Creyó que la primera edición se agotaría en solo una semana, pero no. No vendió mas que cinco libros a sus amigos y uno a mi, en total seis…..

¿Ud. cree, que alguien que esta dolido por la muerte, de su madre, tendría tiempo para ir a bailar públicamente y además publicar un libro?

Ariel Bracamonte Fefer La Conspiración contra Eva Bracamonte Fefer al desnudo.

Ariel Bracamonte Fefer antes de la muerte de su madre, era tan importante y conocido en el Perú, como cualquier rata de buzón.

Era un don nadie, un mantenido, que vivía peleando con su hermana, porque le dolía ver, como ella había recibido injustamente una gigantesca fortuna. El también era nieto, era un Fefer ¿Porque mierda el viejo maldito de su abuelo, no lo puso en el testamento?



Mas le mortificaba, que Eva y su mejor amiga, administraran sabiamente el dinero heredado, de su abuelo y que el no pudiera tomar el dinero en sus manos y gastarlo a su gusto.

Su madre era la hija de su abuelo y lógicamente ella tenia que administrar la fortuna familiar, pero que Eva tuviera mas poder económico que el, que ella pudiera ser gerente de los negocios familiares, era algo simplemente insoportable.

Era insoportable y humillante……

Ariel vivía una tragedia, en silencio, en mi opinión. La procesión iba por dentro. No heredo nada, no lo mencionaron en el testamento de su abuelo, lo ignoraron.  Había que hacer algo……... ¿No?



¿Por qué Eva era la heredera? Se decía. ¿Porque  ella, porque una mujer y no el, que era el varón, de la familia?



Ariel tenía que hacer algo. Algo que cambiara las fichas del tablero, algo que le permitiera, ocupar, el lugar de su hermana…… ¿pero como? Había un testamento escrito, legalizado…….era casi  imposible………el único obstáculo para ser el beneficiario de la fortuna, era su maldita hermana.

¿Cómo voltear la suerte a su favor?

¿Qué podría hacer, para destruirla, para quitarle la inmensa fortuna, que ella no merecía?

     La única forma, de lograr todo eso, podemos todos darnos cuenta era:



    1.- Matar a su hermana.

    2.- Matar su madre

    ¿Matar a las dos? ¿ A una de ellas?



     Estas eran las dos únicas opciones de Ariel, si analizamos detenidamente, la lucha interna en la familia, por lograr el control de la fortuna.

     Veamos las opciones arriba citadas…



     1.- MATAR A SU HERMANA……

          No seria tan buena opción, porque aunque así lo hubiere,  hecho con ayuda de sus amigos adinerados, de todos modos, su madre seguiría manejando la inmensa fortuna.  El seguiría siendo un “Juan lanas” en la familia. Tal vez lo mas que habría conseguido,  seria  una portería, en alguna de las empresas familiares…..lo peor  era que su madre sabia sus perversiones, nunca hubiera logrado  su confianza. No , esa no era la solución.

     2.- MATAR A SU MADRE…..

          Esta opción  era la menos agradable, pero la que  más lo favorecería, si lograba sembrarle pruebas a su hermana. Pruebas  que pudieran dirigir todas las sospechas de la muerte, del asesinato, hacia ella.

        Muerta la madre y acusada la hermana y su amiga íntima, las cosas, se resolverían de mejor manera a su favor.

        Seria facilísimo, entrar a la administración de la fortuna familiar, si el era parte civil, en una denuncia penal, por el asesinato de la mama. Con los contactos adecuados, los jueces y fiscales apropiados, todo esto podría hacerse realidad y abrirle las puertas a las arcas millonarias de la familia.

        Si sentencian a Eva, EL  podría hacerle un juicio, para que sea declarada indigna y así quitarle hasta el último dólar, impedir que ella pueda recibir la herencia. Seria  El, el nuevo heredero, judicialmente.

        Esto es lo que cualquiera que es ambicioso, que tiene un enorme resentimiento porque lo desheredaron, lo ignoraron en el testamento, haría, si tiene dinero, amiguitos, contactos.

        ¿Ud. que cree?

        Yo, creo que esta es la lógica deducción del análisis de los hechos que se dieron antes y después de la muerte de la señora Miriam Fefer. También de los que ocurren desde que se inicio el proceso, donde se ven unas magistradas cuasi desesperadas, porque no tienen testigos validos, pruebas.







         Un caso, que no tiene caso

        El cuento chino del sicario, es risible, una invención, para poder justificar, el despojo de una chica inocente, digna, que amo a su madre, tanto, que no dudo en darle un poder notarial días antes de su muerte, para que administre la fortuna familiar.

        El cuento de la suegra del sicario, que se comunico on line con Ariel para decirle quien mato a su madre y que hoy se sabe, que no existía, ni en Colombia, ni en ninguna parte del mundo.

        La falsa noticia del malnacido argentino, que dijo que Trujillo Ospina, le había dicho en una cárcel de Salta, que había matado a la señora Fefer, por encargo de su hija y que luego se retracto, dijo que no dijo lo que dijo…..

        La intervención de las comunicaciones de Eva y su abogado, prohibido por la ley y solo autorizado, cuando se trata de casos de Narcotráfico, Terrorismo, dispuesto por las jueces…….para presentar audios editados……..pruebas ilegales.

       La  visita de las magistradas a la cárcel donde esta el asesino, a quien  le ofrecieron, darle una sentencia suave, para que salga rapidito de la cárcel, si es que acusaba a Eva de haberle pagado, para matar a su madre….

        Las palizas (¿ordenadas por Ariel?), que recibió Trujillo Ospina, por parte de policías durante meses, para amedrentarlo y obligarlo a colaborar… acusando a una chica inocente.

        La risible acusación del pervertido, en la última audiencia, en que dijo, que el falso sicario lo ha amenazado, nos deja ver, que aquí estamos en  un juicio armado, una farsa de proceso penal, donde ya hay una sentencia y el principal sospechoso, goza de la confianza del Poder Judicial y del Ministerio Publico.

        Ariel Bracamonte Fefer no siente la mas mínima pena, tristeza, por la muerte de su madre…..no tiene porque sentirla….la vida esta a punto de darle una fortuna millonaria que a el nadie le dejo.

       Los hechos, las evidencias, demuestran, en este caso, que el único que sale favorecido con la muerte de la señora Miriam Fefer, es Ariel  Bracamonte Fefer, quien no heredo, ni los calzoncillos de su difunto abuelo, nada. Pero que en pocos meses, sentenciada su hermana inocente y su amiga, podrá darse una vida de “poderoso y riquísimo empresario, viajar por el mundo, usar un coche elegante, despilfarrar en grande un dinero, que no es fruto de su trabajo, sino mas bien de una estrategia muy bien organizado, de una trama, muy bien elaborada, para apoderarse de este.

       












No hay comentarios:

Publicar un comentario

BIENVENIDO